Especialistas en pisos en alquiler

El Gobierno pretende quitar los beneficios fiscales a los caseros que alquilen caro

Edificio de Pisos en Alquiler en Castellón

septiembre 25, 2018 • Destacados, Noticias inmobiliarias

Los caseros que alquilen caro perderán la reducción del 60% por el alquiler de sus viviendas si prosperan los planes del Gobierno. Aquí tienes todos los detalles.

El ministerio de Fomento tiene un paquete de beneficios fiscales en su cartera para los caseros que alquilen sus pisos según un futuro índice de precios de alquiler, quienes se pasen ya no podrán disfrutar de ningún beneficio como es la reducción del 60% que hay ahora. Así pretende acabar con la burbuja en los precios de los pisos en alquiler.

“Planteamos medidas de fomento del alquiler asequible para aquellos particulares que pongan su vivienda en régimen de alquiler, con incentivos en el IRPF y en el Impuestos sobre el Patrimonio, con una posible bonificación en el IBI y con ayudas directas a la rehabilitación de viviendas vacías”, asegura a Expansión la secretaria general de Vivienda del Ministerio de Fomento, Helena Beunza.

Cómo serán los incentivos fiscales

El Ministerio de Fomento plantea estos beneficios fiscales para los caseros, aunque son medidas que todavía debe analizar Hacienda.

Reducciones en el IRPF para caseros por alquiler habitual de sus viviendas

- Reducción del 60%: si alquilan sus pisos sin superar el importe máximo establecido por la administración competente en función del lugar y zona donde esté el piso.

- Reducción del 70%: si se cumple el criterio de precios anterior y, además, se han efectuado en la vivienda obras de mejora energética que haya hecho mejorar la vivienda al menos dos categorías en el certificado energético.

- Reducción del 100%: si se cumple el criterio de precios y, además, los inquilinos son jóvenes de entre 18 y 30 años y con ingresos superiores al indicador público de renta de efectos múltiples.

Si se alquila la casa por un precio superior al máximo establecido en la zona donde se encuentra la vivienda, el casero pierde todas las bonificaciones fiscales.

El Ministerio de Fomento pretende aprobar este paquete de bonificaciones antes de terminar el año junto a las reformas de la Ley de Arrendamientos Urbanos para aumentar de 3 a 5 años el periodo mínimo de tiempo que puede estar un inquilino en su piso alquilado.

Estos incentivos fiscales ya estaban contemplados en la proposición de ley que presentó el PSOE en marzo cuando estaba en la oposición y que quedó vetada por el anterior Gobierno. Estos eran los puntos principales de esa proposición de ley:

1.- Reinstaurar la obligación de referenciar la actualización de la renta según el Índice de Precios de Consumo (IPC) durante los primeros cinco años de alquiler.

2.- Regular de esta forma la garantía adicional a la fianza que los caseros pueden pedir a sus inquilinos:

“Las partes podrán pactar cualquier tipo de garantía del cumplimiento por el arrendatario de sus obligaciones arrendaticias adicional a la fianza en metálico.

En el caso del arrendamiento de vivienda, se establecen las siguientes limitaciones:

a) Si la mensualidad de renta de la vivienda es inferior a 750 euros en el momento de celebración del contrato, la suma de la fianza a que se refiere el apartado 1 del presente artículo y del valor de las garantías adicionales que se presten por el arrendatario no podrá exceder de 2 mensualidades de renta.

b) Si la mensualidad de renta de la vivienda es superior a 750 euros e inferior a 1200 euros en el momento de celebración del contrato, la suma de la fianza a que se refiere el apartado 1 del presente artículo y del valor de las garantías adicionales que se presten por el arrendatario no podrá exceder de 3 mensualidades de renta.

c) Para el arrendamiento cuya mensualidad de renta sea superior a 1200 euros, las partes podrán pactar cualquier tipo de garantía adicional sin limitación de cuantía dineraria.

d) Transcurridos cinco años desde la celebración del contrato, sin perjuicio de la actualización de la cuantía de fianza en metálico obligatoria a que se refiere el punto 2 del presente artículo, el arrendador no podrá exigir mayores garantías adicionales al arrendatario ni la actualización de las ya prestadas aun cuando, por la actualización de la renta a que se refiere el artículo 18 de la presente ley, la mensualidad de renta hubiese superado los límites establecidos en los apartados A o B del presente artículo.”

3.- Ampliar el límite legal para prorrogar la duración del contrato de alquiler de tres a cinco años.

4.- Promover un índice público de precios de alquiler de viviendas por zonas para que los caseros que NO alquilen con precios superiores a este índice puedan beneficiarse de deducciones del 60% al 100% por sus ganancias en el IRPF.

En esa horquilla entrarían todos los arrendadores que no subieran por encima de ese precio de referencia, subiría al 70% si el propietario hace obras de mejora energética y al 100% si a quien alquila es un joven entre 18 y 30 años con ingresos superiores al indicador público de renta de efectos múltiples.

5.- Si se vende un inmueble y se compra otro para destinarlo al alquiler durante diez años, las ganancias de la venta del primero queden excluidas de IRPF.

6.- Los inquilinos con una base imponible inferior a los 30.000 euros anuales, podrán deducirse un 10,05% de las cantidades que paguen en concepto de alquiler.

Share

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>