Especialistas en pisos en alquiler

¿Puedes reclamar la cláusula suelo si tienes el piso alquilado?

invertir en vivienda

febrero 27, 2017 • Destacados, El Alquiler en los Tribunales, Noticias inmobiliarias

Hay algunas resoluciones judiciales que dicen que solo los que viven en su piso hipotecado pueden reclamar la devolución de dinero por cláusulas suelo. Entonces, ¿qué pasa si tienes el piso alquilado? Aquí tienes la respuesta.

En relación con la reclamación a los bancos de las cantidades indebidamente cobradas por aplicación de la cláusula suelo, existen resoluciones judiciales que señalan que solamente pueden reclamar la devolución quienes tengan la condición de consumidor, o sea quienes hayan venido utilizando ese inmueble como su vivienda habitual, excluyendo por tanto los supuestos en que el inmueble hipotecado, con cláusula suelo, se destine a finalidades distintas.

Sin embargo tanto el Juzgado de 1ª Instancia como la Audiencia Provincial de Zaragoza en sentencia de diecisiete de enero de dos mil diecisiete declaran nula la cláusula suelo en una hipoteca y condenan al banco a devolver las cantidades indebidamente cobradas, a pesar de que el inmueble al que se refiere había sido dado en alquiler por los propietarios, deudores de esa hipoteca, con cláusula suelo.

Todo ello condenando al Banco a pagar las costas de ambas instancias.

desahucio por impago de alquiler

El hecho de que después de comprar la vivienda, gravada con hipoteca, los interesados la alquilaran, por tener a su disposición una vivienda más amplia de un familiar, no significa en criterio de la Audiencia que se les pueda atribuir la condición de profesionales, ya que no consta que la explotación de viviendas en alquiler sea su dedicación habitual.

En definitiva no pierden la condición de consumidores por los siguientes motivos:

a) Porque la vivienda fue adquirida para su uso y en proindiviso.

b) Porque ni siquiera se ha acreditado que el fin de la compra fuera su adquisición para destinarla al alquiler a terceros y no inicialmente su uso como primera residencia.

c) Que pese a esta alquilada desde la entrega hasta la fecha, por usar una vivienda de la propiedad de su suegro, no consta que los mismos se dediquen empresarialmente al alquiler de viviendas.

Conforme a la ley son consumidores o usuarios las personas físicas cuando actúen con un propósito ajeno a su actividad comercial, empresarial, oficio o profesión.

En un nuevo concepto de consumidor, que todavía no ha sido perfilado por el Tribunal Supremo, parece que se incluye a las personas físicas que adquieren bienes o servicios con ánimo de lucro cuando tales bienes o servicios no se integren en la actividad comercial que les es propia.

En este caso concreto ni los interesados actuaron en el ámbito de una actividad empresarial, ni la actuación realizada se encontraba dentro del ámbito de la que se ejercía por ellos, ya que conforme a la jurisprudencia menor: “como regla general, habrá que estar a la finalidad preponderante de la operación. Si el contratante actúa principalmente en el marco de su actividad profesional, sea desde un punto de vista cuantitativo o cualitativo, tendrá esta condición; si lo hace o destina el bien o servicio objeto del contrato a una actividad o propósito ajeno a su actividad profesional, se entenderá que actúa como consumidor“.

Share

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>